Hay una isla en el Egeo que te recibe como forastero bajo la advocación del dios griego de la belleza: Apolo. Una imponente estructura cercana al puerto es la primera visión de Naxos, la más grande de la Cícladas. Una isla que no puedes dejar de incluir en tu primer itinerario por las islas griegas.

Podría afirmar sin dudar que Naxos es una de las islas más completas de toda Grecia. Tiene monumentos clásicos, playas increíbles, una gastronomía increíble (y mucho más) que hacen que de las ínsulas griegas, ésta sea a la que más ganas tengo de volver. Por encima de Mikonos o Santorini.

Si estás planeando tu visita a Grecia, no puedes dejar Naxos de lado. Aquí te dejo por qué.

Cómo llegar a Naxos

Cómo llegar a Naxos

Como cualquier otra isla que se precie del Egeo, la forma más tradicional y económica es en ferri. Dentro de mi ruta, que puedes consultar en este enlace, llegué a Naxos desde Mikonos. El trayecto fue de 40 minutos. También había otras opciones más lentas que eran más baratas, pero el tiempo se iba hasta las dos horas y media.

Pulpo en Naxos

Una vez en la terminal del puerto de Chora (así se llama la capital de la isla) existen varios buses para moverte por Naxos. Tienes que tener en cuenta algo importantes y es que los billetes no se pueden comprar en el mismo bus. Tienes que acercarte hasta la oficina de los autobuses que ese encuentra en el mismo puerto.

Antes de viajar en barco por las islas griegas te recomiendo que consultes esta información.

También tienes la opción de llegar en avión, ya que la isla cuenta también con su propio aeródromo con conexiones a Atenas y otras islas principales.

Dónde alojarte en Naxos

La playa más bonita de la isla: Agios Prokopios

Playa de Agios Prokopios Naxos

Durante mi visita, lo primero que hice fue ir a conocer la que es famosa por ser la ‘playa más bonita de la isla’: Agios Prokopios. Para llegar a ella se toma el bus 8 en el mismo puerto. El trayecto tiene un precio de 1,80 euros y dura unos veinte minutos. En esta zona, también contamos con el alojamiento, que además de piscina, nos recibieron con un bol de sandía de su propio huerto. Experiencia mediterránea 100%.

Trucha en Naxos

Después de un baño, podemos disfrutar de un buen almuerzo en el paseo marítimo compuesto por ensalada de pulpo, tzatziki (que no falte), queso frito, mejillones y dorada. Y todo ello regado por un buen vino de la isla. De hecho la isla es conocida en toda Grecia por sus buenos vinos.

Chora

Subida al Kastro en Chora

Volvemos ahora a Chora, la capital de la isla. Este nombre (también transcrito a veces como Hora) es el recibido comúnmente por las ciudades cabeceras de las islas Cícladas en el Egeo griego.

Con unos 6000 habitantes, Chora (de Naxos) se sitúa en el occidente de la isla y su centro se divide en dos barrios: Bourgos y el Kastro. Ambos de origen veneciano.

Mercado antiguo

Parte del mercado viejo en Naxos

En la parte más baja de la ciudad: el Bourgos, es el lugar en donde se concentraba la población griega ortodoxa durante la dominación veneciana de la isla. El mercado antiguo es en realidad el entramado de la ciudad antigua. Actualmente (al menos antes de la pandemia) alberga también multitud de tiendas de artesanías y recuerdos.

Kastro

Iglesia veneciana en Kastro Naxo

Subiendo hacia la parte más alta de la ciudad nos adentramos en el Kastro, la fortaleza veneciana que antaño protegía precisamente el barrio donde los italianos vivían cuando dominaban la isla. Lo bonito de la zona es ir callejeando entre las pequeñas callejuelas y los decadentes (pero bucólicos) palacetes venecianos.

Torre de Sanoudos

Kastro en Naxos

En lo más elevado de la ciudad, encontramos los restos de la fortaleza veneciana de Chora. De ella ha llegado hasta nuestros días únicamente los restos de la torre de Sanoudos.

Iglesias

Iglesia ortodoxa en Chora

El paseo entre Bourgos y Kastro en Chora es ir saltando entre callejuelas, placitas y miradores de iglesia en iglesia. Es curioso descubrir como en Bourgos, los templos son griegos ortodoxos, y en Kastro son católicos, debido a la población italiana de la zona.

Vistas desde la cafetería 1739

Si quieres un café con vistas sobre Chora, puedes acercarte a la cafetería 1739. Desde aquí, gracias a su terraza se puede disfrutar de un buen rato observando la ciudad desde las alturas. Si no quieres gastarte un céntimo, te dejan pasar sin que tengas que tomar nada.

Templo de Apolo

Templo de Apolo Naxos

El atardecer hay que reservarlo, de forma imperativa, para el templo de Apolo. A la entrada del puerto, este impresionante templo daba la bienvenida a todo el que llegaba a la isla. Tiene la disposición perfecta para contar con otro de esos atardeceres que hacen que te enamores de Grecia.

Al templo de Apolo se llega a través de una pasarela de tierra entre la isla principal y lo que es el pequeño islote en el que se encuentra y que lleva de nombre Palatia.

La estructura principal que queda en pie es precisamente la puerta principal del templo que fue construido allá por el siglo VI antes de Nuestra Era y quería competir en grandeza con el de Zeus Olímpico en la mismísima Atenas.

La visita al entorno es gratuita y si después de tanta belleza te quieres tomar un aperol, puedes hacerlo a su misma sombra.

Cena en el paseo marítimo

Cena en el paseo marítimo de Naxos

Es el momento de darnos un buen homenaje en el paseo marítimo con ese característico olor a mar y comida mediterránea. Una selección de pescados, un arroz con gambas pueden ser la opción principal, pero también te recomiendo probar la ensalada de Naxos o las patatas naxiotas.

Una copa en el Babylonia

Algo que no me esperaba encontrar en Naxos era un bar de ambiente LGBT tan divertido como el Babylonia. En pleno Chora se encuentra este entretenido local en el que la especialidad es un chupito de ouzo ardiendo. ¿Te atreverías a probarlo?

Alojamiento en Agios Prokopios

Más información sobre Naxos

En este link puedes consultar varias opciones de excursiones y experiencias. en la isla de Naxos.

Mapa de localización

Código ético

Ninguno de los establecimientos mencionados en este post ha pagado por aparecer y las críticas están basadas en mi experiencia personal sin recibir contraprestación alguna. No obstante, los links de experiencias son enlaces de afiliado por el cual, me llevo una pequeña comisión de cada venta que provenga de El viaje del mapache. Esto no te cuesta nada y  me ayuda a continuar con mi blog.


Comentarios

  1. Nieves Pascual Blanco

    Como siempre fantástico relato sobre esta isla. He estado dos veces en Grecia u esta isla precisamente no la conozco. Pero por tu relato, debe ser preciosa. Gracias por tus post, da gusto leerte.Un abrazo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *