Mapache, ya iba siendo hora. No podía ser que a los 38 años todavía te quedara un buen hueco por visitar en la geografía española. Ese hueco ya está completo con una gran dosis de monumentalidad, paisajes y buen comer a raíz de un viaje que será difícil de olvidar. Me estoy refiriendo a mi viaje por Aragón. Seis días recorriendo las provincias de Zaragoza y Teruel que comenzó con una simple visita a la capital aragonesa, pero que se convirtió en un roadtrip de esos de película.

Si tienes el tiempo suficiente, te recomiendo que sigas esta ruta de 6 días por Aragón, una de las comunidades autónomas más fascinante y con más historia de nuestro país.

Día 1. Centro de Zaragoza

La Seo Zaragoza

La visita a la capital de Aragón y centro de la comunidad debe comenzar por su kilómetro cero: la plaza del Pilar. Esta plaza -dicen los zaragozanos- que es la más grande de España. Bordeada por un mapa de Latinoamérica, está presidida por sus dos catedrales: la basílica del Pilar y la Seo, ambas dignas de visitar. El precio de la Seo junto con la subida a una de las torres de la basílica es de 10 euros. El resto de la basílica es gratuita.

La plaza cuenta también con otros edificios interesantes como la Lonja de mercaderes, actual sala de exposiciones, y el ayuntamiento.

Cerca de aquí encontramos para comer la mítica zona de El Tubo, antiguo barrio obrero con tascas típicas y terrazas en solares que parecen transportarnos a las urbes de Europa del Este. Lo ideal es hacer una ruta de bar en bar, ya que muchos de los bares están especializados en un solo tipo de tapa.

Ya con la barriga llena, continuaremos la visita por el centro de la ciudad descubriendo lugares menos conocido. Existen varios restos escondidos de época romana por toda Zaragoza, y es que la ciudad fue fundada por Octavio Augusto hace más de dos mil años. Una estatua lo recuerda justo al lado de la muralla romana. Cerca también puedes conocer el teatro romano de la ciudad, que se puede ver desde la misma calle.

Barrio de El Gancho Zaragoza

De aquí vamos a conocer uno de los barrios menos visitados pero que merece la pena conocer, que es El Gancho. En esta zona se está intentado dar un impulso de renovación con galerías de arte, negocios alternativos y grandes piezas de street trt. Una iglesia que no te puedes perder en la zona es la de San Pablo.

Para terminar la tarde cambiamos de barrio y nos dirigimos al de la Magdalena, presidido por la iglesia del mismo nombre que cuenta con una maravillosa torre mudéjar, algo que no dejaremos de ver durante todo nuestro viaje por Aragón.

Para cenar por la zona te recomiendo el bar Estudios, donde tienen unas tablas espectaculares de quesos de la zona.

Día 2. Zaragoza: expo, río e historia

Pabellón de España Expo 2008 Zaragoza

Comenzamos el segundo día acercándonos al entorno de la Expo 2008, exposición mundial que tuvo lugar a orillas del Ebro y cuyo tema central fue el agua. Tiene grandes y modernos edificios (algunos de ellos podríamos considerarlos retrofuturistas). Cruzando por la pasarela del voluntariado podremos admirar el pabellón de España, el de Aragón, los instagrameable Torre del Agua. También podremos rendir homenaje a la estatua gigantesca hecha de letras que lleva de nombre El alma del Ebro. Otro de los edificios que me llamó poderosamente la atención fue el ‘pabellón-puente’ que actualmente se encuentra en desuso.

Balcón de San Lázaro Zaragoza

Dando un agradable paseo por el Ebro de vuelta al centro, no podemos dejar de pasar por el famosísimo puente de piedra que nos da una vistas impactantes de la basílica y el río. Un lugar que no muchos conocen es el balcón de San Lázaro, que se encuentra al lado del puente y que deja una panorámica monumental incluso mejor que la del río.

Para un almuerzo distinto al lado del río puedes probar Le Pastís, una terracita de lo más agradable.

Para la tarde vamos a parar en el Museo Goya, localizado en un bonito edificio del centro y con varias salas dedicadas al maestro aragonés. Tiene un precio de 6 euros, pero los domingos son gratis. Y por último, otra de las joyas de Zaragoza: el palacio de la Aljafería.

La Aljafería Zaragoza

Es imprescindible reservar por anticipado el palacio de la Aljafería, que tiene un precio de 5 euros. Tras cruzar el foso, un excepcional palacio mudéjar se abre ante nosotros. La Aljafería es actualmente la sede de las cortes de la comunidad Autónoma de Aragón. Este palacio nos transporta en un pispás a la mismísima Al Ándalus, sin estar tan al sur como otras capitales andaluzas y es que, a pesar de su latitud, Saraqusta fue una importante urbe musulmana.

¿Te apetece una copita? En el Botánico, en los antiguos pasajes comerciales de la plaza del Pilar, es un lugar perfecto para ello.

¿Quieres un guía local por Zaragoza?

En este link tienes una interesante visita con un guía local.

Día 3. Monasterio de Piedra y Calatayud

Monasterio de Piedra

Monasterio de Piedra 6 días por Aragón

Comienza hoy la aventura en la carretera, nuestro roadtrip de 6 días por Aragón. A 115 kilómetros al sudeste de Zaragoza, en el término municipal de Nuévalos, se encuentra el monasterio de Piedra. Este fue uno de mis puntos favoritos de todo el viaje. Se trata de un paisaje mezcla natural, mezcla artificial, en el que una sucesión de lagos y cascadas componen un entorno mágico. Prepárate para echar un número infinito de fotos. La cascada más importante e impresionante es la de la cola de caballo. A ella se accede, además, por la parte de atrás, por una bajada en la que seguro te mojarás.

Piscifactoría en el Monasterio de Piedra

El recorrido también recorre una piscifactoría en un precioso valle. El precio del monumento es de 15 euros.

Monasterio de Piedra

En el mismo entorno, y dándole nombre al mismo, encontramos un monasterio cisterciense que fue destruido en el siglo XIX y que actualmente se encuentra en ruinas. No obstante, se han aprovechado algunas de sus estancias para instalar un museo del vino, producto gastronómico estrella de la zona.

Calatayud

Plaza de España Calatayud

La siguiente parada del día es la localidad de Calatayud, famosa y reconocida por la Dolores. Y que sepas que puedes llegar a preguntar por ella en el Mesón La Dolores: puedes incluso tomarte un café en él.

Dejando a un lado la leyenda de ‘Lola’, Calatayud tiene una cantidad de patrimonio que me sorprendió. Partiendo desde la plaza de España, en la cual descubriremos que una gran cantidad de edificios históricos se encuentran ‘torcidos’, debido al terreno de caliza blanda que domina en el territorio.

La iglesia de San Juan el Real, cuya entrada es gratuita alberga varias pinturas originales del mismísimo Goya, lo cual es algo de admirar. Otra iglesia digna de visitar en el centro es la parroquia de San Andrés.

Vistas de Calatayud 6 días por Aragón

Nos dirigimos ahora hacia la judería, atravesando la puerta de Terrer, en ella podemos visitar la antigua Sinagoga Mayor, que actualmente es la Ermita de la Consolación. Finalmente, hay que destacar que Calatayud cuenta con una extensa red de fortificaciones medievales, con un perímetro de más de 4 kilómetros y, nada más ni nada menos que cinco castillos. El más importante y el que preside la ciudad es el de Ayyud, cuyos restos más antiguos datan de la época de las taifas. Desde aquí se observa un maravilloso atardecer sobre la ciudad.

La Almunia de Doña Godina

La Almunia de Doña Godina 6 días por Aragón

Una parada antes de volver a hacer una última noche a Zaragoza podemos hacerla en La Almunia de Doña Godina, dónde podemos admirar la fastuosa iglesia de la Asunción.

Día 4. De Zaragoza a Teruel: sur y sierra de Albarracín

Comenzamos en la cuarta jornada de nuestra ruta de 6 días por Aragón, volviendo hacia el sur y adentrándonos en la provincia de Teruel.

Belchite

Belchite el pueblo viejo

Desde siempre, Belchite me ha generado una gran fascinación. El pueblo destruido en la Guerra Civil, y mantenido de esa forma para el recuerdo, era uno de los lugares de Aragón que más ansiaba visitar. Por desgracia y, para mí gran pesar, el pueblo viejo de Belchite estaba cerrado, y abría únicamente viernes, sábado y domingo. Una pena teniendo en cuenta la relevancia histórica del emplazamiento.

Aún así se puede ver desde a fuera con bastante claridad, y en fin, tendré que volver para visitarlo en condiciones.

Fuendetodos

Casa de Goya Fuendetodos

A escasos kilómetros de Belchite en dirección oeste y atravesando una carretera irregular, llegamos a Fuendetodos. Este minúsculo pueblo cuenta con el honor de haber visto nacer a Francisco de Goya y Lucientes. Y, aunque parezca mentira, desde mi punto de vista, la casa natal del pintor no fue lo que más me llamó la atención de la localidad. Si te encuentras la casa cerrada debes dirigirte hacia el museo del grabado, ahí te cobran la entrada de todos los monumentos del pueblo que tiene un precio de 3 euros. Desde el museo, te acompañan hasta la casa natal (que por lo visto no está asegurado que sea esta) y a la vecina sala de Ignacio Zuloaga.

Lo que más me llamó la atención de Fuendetodos fueron sus piezas de street art que decoran el pueblo y que contrastan con lo tradicional de sus edificaciones. También disfruté de un mural que recoge las firmas de Goya a través de sus cartas, entre otras: Paco y Pepaco, Pacorro o Paco el Gordillo.

Daroca

Puerta Baja de Daroca 6 días por Aragón

Continuamos imparables camino del sur hasta nuestra última parada de la provincia de Zaragoza: el pueblo medieval de Daroca. La visita comienza en una de sus puertas, la Puerta Baja es una de las estructuras más impresionantes de todo Aragón, es tal su tamaño que nos transporta a la mismísima Valencia, donde podemos observar a sus ‘hermanas mayores’. Justo al lado de la puerta , nos recibe también la fuente de los veinte caños.

Uno de los barrios de principal interés en Daroca es la Morería, con sus callejuelas y voladizos, habitados por los moriscos hasta que fueran expulsados en 1610. Cómo no, la iglesia principal o basílica de Santa María es otro de los puntos principales, que además nos empieza a señalar el camino hacia el castillo mayor de Daroca. la subida a la fortaleza está conformada por una interesante ruta de murallas desde las cuales se observan unas incomparables vistas de todo el pueblo.

Antes de salir por la Puerta Alta de Daroca podemos hacer una parada y almorzar en el restaurante La Roca, que no tiene nada de especial, pero los camareros fueron muy majos.

Albarracín

Albarracín 6 días por Aragón

Considerado por algunos como el pueblo más bonito de España, Albarracín es una joya escondida en su sierra homónima y hasta la que se llega por una bella carretera bordeando el río Guadalaviar. La localidad se encuentra encaramada en unos riscos y es necesario dejar el coche a la entrada del pueblo. En la oficina de turismo te recomiendan que lo mejor para conocer el pueblo es callejear. Y no se equivocan.

Es imposible no enamorarse de las calles medievales color tierra de Albarracín. También de sus casitas azules que destacan sobre el resto. La casa de Julianeta o la Plaza Mayor con unas vistas impresionantes son otros puntos en los que parar es un must.

Sorprendentemente el pueblo tan pequeño cuenta con una señora catedral, que acompaña en este cruce singular de culturas que es Aragón, con un castillo de época musulmana.

Albarracín

Para finalizar, te recomiendo una cervecita en el bar de El molino del gato, llamado a sí porque cuenta en sus instalaciones con un verdadero molino de agua. Imprescindible.

Día 5. Teruel

Torre de El Salvador Teruel

La capital de provincia más pequeña de España no tendrá gran tamaño, pero sí gran personalidad. Teruel está encaramada también en lo alto de una colina que separa su casco antiguo de las zonas más modernas.

La llegada a la ciudad en esta ruta de 6 días por Aragón está protagonizada por tres estructuras de puente que dan una sensación de estar entrando en una suerte de Los Ángeles medieval. Uno de ellos es a la vez acueducto y viaducto para peatones, construido en un alarde de ingeniería en el siglo XVI.

Teruel está presidida por cuatro magníficas torres mudéjares repartidas por todo el casco urbano. Las dos más llamativas son la torre del Salvador y la torre de San Martín. Son consideradas como el mayor paradigma del arte mudéjar en todo el mundo. A la del Salvador es posible subir para observar las mejores vistas de la ciudad.

Las otras dos torres ‘gobernantes de la ciudad’ son las de la Catedral y la de San Pedro. La Catedral de Santa María de Mediavilla tiene un horario de visitas muy limitado, pero verla desde fuera ya llama la atención. A la torre de San Pedro se puede acceder con la visita guiada que ofrece el mausoleo de los amantes de Teruel.

Tonta ella, tonto él es el lema de los amantes de Teruel, una bonita leyenda que ha dado pie a todo un mausoleo de estos Romeo y Julieta turolenses. El precio es de 10 euros e incluye una visita guiada al mismo, a la iglesia de San Pedro, un precioso templo reconstruido y decorado con motivos neobizantinos, a su claustro, ábside, jardín y a la torre mudéjar. La experiencia merece mucho la pena.

Plaza del Torico Teruel

Continuando por el centro no podemos perdernos la plaza del Torico, llamada así porque la preside una minúscula estatua de un toro. El nombre de la ciudad de Teruel proviene precisamente del nombre este bóvido y de esta forma han querido rendirle homenaje. Lo que más me gusta de esta plaza son sus sorprendentes edificios modernistas de principios del siglo XX que uno no se espera encontrar en esta capital aragonesa. En la plaza del Torico también uno puede sentarse a tomar algo y almorzar.

Uno de los lugares más fotografiados de Teruel es la escalinata del Óvalo, construida en 1920 en estilo neomudéjar y cuya decoración está basada también en la de los amantes turolenses. Una vez descendidas las escaleras, podemos dar una vuelta al casco histórico por su parte baja y volver a subir por debajo de los puentes para admirar en último lugar las antiguas murallas que defendían la capital más meridional de Aragón

Día 6. El Maestrazgo

Vistas del Maestrazgo 6 días por Aragón

Dedicamos la última jornada de nuestra ruta de 6 días por Aragón a una comarca que había sido totalmente desconocida para mí y que se ha convertido en uno de mis lugares favoritos de esta comunidad autónoma: el Maestrazgo.

Al este de la provincia de Teruel, tomando la carretera A-226 llegamos a esta bella comarca de paisajes abruptos tras una sucesión de cumbres y valles. La carretera está jalonada por miradores en los que merece la pena parar para admirar el paisaje, entre ellos destaca el mirador de las Dehesas, con unas vistas impresionantes sobre un denso bosque de pinares.

La comarca ha sido marcada por el paso de templarios y su protagonismo en las guerras carlistas del siglo XIX y la Guerra Civil en el XX. Esta turbulenta historia, entremezclada con los efectos del despoblamiento ha hecho que hoy en día apenas unas 3.000 personas habiten estas minúsculas localidades

Mirambel

Mirambel 6 días por Aragón

Dicen que es el pueblo más bonito del Maestrazgo, y razón no les falta. De hecho Mirambel pertenece a la asociación de Pueblos más bonitos de España. Tras dejar el coche en la carretera, adentrarse en Mirambel es como trasladarse a 1936. Parece que todo se paró en esa fecha. De hecho, aquí se grabó una de las películas más conocidas sobre el conflicto bélico en España: Tierra y libertad.

Por sus calles no había un alma durante mi visita por lo que pude degustar a mi antojo todos sus rincones, desde sus palacetes en venta como la Casa Aliaga, hasta sus humildes barrios de labradores del siglo XX, algo que no había visto en este estado en mi vida.

Uno de los lugares más bonitos en el pueblo es el Portal de las Monjas, parte de un antiguo convento de agustinas. Entre sus templos religiosos destacan la iglesia de Santa Margarita y la ermita de San Roque.

Cantavieja

Cantavieja en el Maestrazgo

De vuelta hacia el oeste desde Mirambel, Cantavieja es uno de los lugares más impresionantes de esta ruta de 6 días por Aragón. Al igual que Albarracín está encaramada en un precipicio por el que asoman sus principales edificios y monumentos.

Una vez arriba en el pueblo, nos adentramos en la que es la sede de las instituciones de la comarca del Maestrazgo. Por debajo de la torre de la iglesia accedemos a la parte más antigua del centro histórico. La plaza del Ayuntamiento es digna de admirar y llegamos hasta el final del centro hasta el Castillo templario. Una poderosa estructura construida por los malogrados caballeros de la Orden del Temple y que hoy en día es un calvario (religioso, no algo difícil de visitar). Hay que destacar también que Cantavieja fue durante un tiempo la ‘capital’ de los ejércitos carlistas durante las guerras del siglo XIX así que en la localidad cuentan también con un museo que recrea aquella cruenta época.

Para comer puedes probar el restaurante Tapa Vieja, en el que cuentan con un menú económico con varias opciones de la gastronomía típica aragonesa.

Villarroya de los Pinares

Villarroya de los Pinares

Una última y corta parada en el camino de vuelta a Teruel puede llevarse a cabo en Villarroya de los Pinares. Es muy muy pequeñita, pero cuenta con un extenso patrimonio arquitectónico gobernado por una torre campanario del siglo XVI sobre la base de una de las antiguas fortificaciones medievales. Además podemos visitar la famosa iglesia de la Ascensión que llama la atención por su magnifico pórtico exterior de cuatro grandes grandes arcos de estilo puramente renacentista.

Más por el Maestrazgo

Al dedicarle sólo una jornada al Maestrazgo me dejé en el tintero varias localidades que me hubiera gustado visitar y que si tienes un día más, te recomendaría conocer. Estas son La Iglesuela del Cid, en el límite con la Comunidad Valenciana y Miravete de la Sierra. Al segundo no pude acceder porque la carretera se encontraba cortada en aquellos momentos y era necesario dar una vuelta excesiva para llegar. Si los visitas o los conoces, te invito a que me lo cuentes en los comentarios.

Mapa de localización de Ruta de 6 días por Aragón

Otros roadtrips por España

Si te ha gustado este viaje en carretera de 6 días por Aragón, te recomiendo estas otras rutas en coche por España:

Mis imprescindibles en 5 días en Asturias

Escapada de 2 días a Extremadura

Agradecimientos

Mi vista a Zaragoza no hubiera sido igual de no haber sido por la estimable guía de mi gran amigo Sergio de Nada Incluido y Carolina, que nos enseñaron su ciudad con gran cariño. ¡Muchas gracias!

Código ético de Ruta de 6 días por Aragón

Ninguno de los establecimientos mencionados en Ruta de 6 días por Aragón ha pagado por aparecer y las críticas están basadas en mi experiencia personal sin recibir contraprestación alguna. No obstante, los links de experiencias son enlaces de afiliado por el cual, me llevo una pequeña comisión de cada venta que provenga de El viaje del mapache. Esto no te cuesta nada y  me ayuda a continuar con mi blog.


Comentarios

  1. Nieves Pascual Blanco

    Muchas gracias Dani por tus consejos!! Conozco toda esa zona, pero siempre encuentras algo que te has dejado sin ver. Me alegro que disfrutaseis tanto. Un abrazo.

  2. Mamapache

    Que bueno es que tengas un blog donde cuentes estos viajes de los que participo. Cuando lo leo vuelvo a recordarlo, y a vivirlo.
    Muchas gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *